Historia

Zona Ganjah nace en 2003 de la mano de su vocalista, José Gahona, quien luego de tener la oportunidad en su niñez de participar en varios proyectos musicales de diferentes estilos, y al ver que estos no concretaban los objetivos por diferencias entre los integrantes, decide crear un proyecto propio en el cual él pudiera controlar la musicalización y producción completa del mismo y de este modo no depender de nadie y avanzar a paso firme.

En un principio fluyeron temas sin un objetivo claro, compartiendo canciones y experiencias con amigos de la infancia, experimentando las primeras grabaciones. Luego de interiorizarse y aprender sobre la programación de instrumentales en computación y ya con algunas líricas que en aquel momento expresaban el punto de vista de un adolescente rebelde, nacieron las primeras composiciones, desde un principio buscando letras que aportaran conciencia y/o puntos de vista que reflejaran la verdad de las cosas, muchas veces escondida o tergiversada por el sistema.

De este modo Zona Ganjah comenzaba a tomar su forma definitiva… Un nuevo proyecto, independiente y autogestionado, cuyo objetivo pasaría por hacer música “consciente”, mostrando una realidad diferente a la que planteaba el sistema en los medios masivos, difundiendo este mensaje en los canales de libre comunicación como la Internet, y confiando en el apoyo de la gente, aquella que con el simple hecho de compartir tan importante mensaje le brindaría a todo esto un mayor alcance.

En 2004, luego de pasar unos años explorando en el hip-hop, José comienza a grabar las primeras maquetas en las cuales dejaría en evidencia una gran tendencia en este género, notándose también una enorme diferencia en el contenido lírico, en el cual expresaba sus ideas con menos delicadeza y una actitud de rebeldía ante el sistema y las contradicciones que por aquellos días él mismo descubría.

En ese entonces la intención no era más que grabar maquetas y perfeccionar la producción musical en su totalidad. Ya en 2005, llegaría el primer disco de ZG titulado ‘’Con Rastafari todo concuerda’’, una placa en donde la musicalización se basó en una fusión de hip-hop y reggae, y cuyo mensaje tenía mucha relación con el tiempo en el que se vivía, bajo la corrupción del sistema, y la concordancia y armonía que para Gahona reflejaba Rastafari en cuanto a todos los aspectos de la cultura.

¨Fuerte como una roca¨, ¨No más guerra¨, ¨Fuma del humo y sana¨, y “Vibra Positiva, fueron canciones destacadas de aquél álbum.

Fue así como al poco tiempo de concretar el primer disco, José decide ir en busca de progreso musical y nuevas experiencias y viaja a Mendoza - Argentina. Allí conoce a un grupo de gente muy unida y positiva que por aquel entonces formaba dos grupos: “9 Millas” y “Viaje a Zion”. En esta última se encontraban sin vocalista y decidieron ofrecerle ensayar juntos para interpretar la musicalización en vivo de las instrumentales de ZG, sin dudas un progreso positivo. Así se armó un conjunto de trabajo que duró dos años (2006 – 2007).

Luego de un tiempo ensayando juntos, y con José Gahona como escritor, compositor y productor, el proyecto comenzó a presentarse en vivo como formato banda. Fue así como en julio de 2006 el segundo disco estaba listo para ser publicado. “En alabanza y gracia”, representó el vuelco hacia el reggae roots, aunque siempre manteniendo esas líricas que aportaban conciencia y buena vibración en los oyentes.

Luego de algunas presentaciones en Chile y Argentina, en agosto de 2007 quedó finalizado el tercer material, ‘’SanaZion’’, en el cual se mantuvo el estilo reggae roots como así también el mensaje en las letras. Temas como ¨De la tierra crece¨ o ¨Fumando vamos a casa¨, sonaron con fuerza entre la gente y afianzaron al proyecto para comenzar a expandirse rápidamente y lograr un gran nivel de popularidad y seguidores, no sólo en estos países, sino también en el resto del continente.

En ese mismo año, por diferentes razones personales, la mayoría de los músicos de la banda en vivo (“Vaje a Zion”), decidieron no seguir trabajando, lo cual generó un cambio importante en la formación del grupo. En este período de búsqueda participaron varios músicos, y sin buscarlo, este proceso decantó en una nueva etapa.

En 2008, José encaró una nueva era, incorporando el formato ¨Sound-System¨ para las presentaciones en vivo, es decir acompañado sólo de un Dj que disparaba las instrumentales. Debido a esta formación más simple logró viajar a países en donde en ese tiempo, por los altos costos de traslados y la falta de seguridad por parte de los productores en cuanto a la convocatoria de público, hubiese sido imposible llegar con la banda completa.

Con posibles giras por México, el vocalista decide dejar Mendoza y regresa a Chile para arrancar con fuerza esta nueva fase de promoción, en donde, aprovechando la facilidad de moverse sin banda, intentaría realizar la mayor cantidad de shows y así tener una idea real de lo que estaba sucediendo con ZG en otros países.

Bastó sólo una primera gira para darse cuenta que, en su mayoría, los lugares de presentación no dieron abasto para la gran cantidad de gente que se convocó en cada presentación. Poco a poco se fueron superando las expectativas y quedó demostrado que ZG estaba cerca de posicionarse como uno de los proyectos revelación del género en Sudamérica. Tanto así que varios medios de prensa lo consideraron como el proyecto independiente más difundido y que demostraba los excelentes resultados de promoverse sólo por medios de libre expresión, sin la necesidad de industrias discográficas y medios de comunicación masivos.

Durante 2008 y 2009 ZG visitó varios países del continente, variando entre formato soundsystem y acompañado por diferentes “backing band” que se acoplaron al vocalista en los lugares en donde se presentó. Pero llegó un punto en el que el proyecto se vio limitado al no poder entregar un show íntegro, con una banda estable detrás. Esto motivó que en 2010, José congregara a la banda originaria de Argentina, y desde ese momento comenzaron las giras con la banda oficial.

Las siguientes presentaciones tuvieron una muy buena respuesta del público, demostrando que la banda estable y completa ofrecía un show de calidad y energía superior a los formatos anteriores.

En agosto de 2010, luego de un lapso de más de dos años dedicados a giras y shows, se concretó el disco más esperado, en el cual José buscó llegar a un nivel superior en cuanto a calidad sonora y musical que las producciones anteriores. Bajo el nombre de ‘’Poder’’, en esta placa volvió a aparecer el hip-hop, ese que había quedado de lado en las últimas ediciones, y que alternados con los reggae roots clásicos de ZG, y el sostén de letras conscientes, afianzaban como nunca antes el proyecto con miras a alcanzar y superar cualquier meta establecida.

Con muy buena aceptación y convocatoria, el disco se presentó en gran parte de América Latina y consolidó definitivamente a Zona Ganjah como uno de los más importantes proyectos independientes del continente dentro del estilo musical.

En 2011, repentinamente, y como fruto de una nueva inspiración del creador de ZG, vio la luz “Despertar”, un trabajo aún más ambicioso y profesional desde la producción musical y mezcla, y con un enorme contenido en cuanto a las líricas, lo cual provocó una gran recepción en los oyentes, quienes debido al profundo mensaje difundieron aún más al proyecto, utilizándolo como una herramienta y un canal de comunicación para ¨despertar¨ a la gente adormecida por las mentiras y la falta de información por parte del sistema.

En 2012, finalmente ZG vio los resultados de casi una década de trabajo a conciencia plasmado en cinco discos… Muchas puertas se abrieron y el público fue creciendo en cada presentación desde Argentina hasta México. Prueba fehaciente de ello fueron la presentación en el Cosquín Rock (Córdoba – Arg), uno de los festivales más importantes de América Latina, y la exitosa presentación que el grupo brindó en el estadio Malvinas Argentinas de Buenos Aires, en donde se congregaron alrededor de 7.000 personas.

Casi como coronando una era, en mayo de 2013, Zona Ganjah se presentó en el mítico estadio Luna Park de la capital argentina, hecho que significó un hito en la vida del proyecto y que sin dudas marcará un antes y un después.

Para no depender de otras personas que frenen el paso, aún hoy, José mantiene la idea principal con la cual arrancó. En este tiempo se trabaja con un cálido grupo de personas con las que más allá de compartir la labor en la música predomina una amistad que hace fluir el buen trabajo y el progreso. Hoy, menos lento y mucho más seguro que antes, pero siempre manifestado como un proyecto independiente, un concepto musical dirigido a entregar conciencia y buena música a los oyentes, para así lograr alcanzar el objetivo de cambiar la realidad pensante de las personas en la ciudad, alejadas del amor a la verdad, la naturaleza y la buena vida.

Es tiempo de nueva música, de música con contenido, de música consciente. Y Zona Ganjah es la apuesta más grande en cuanto a esto se refiere…

Jah Love!!!